Las ventajas del software open source en la empresa

Las ventajas del software open source en la empresa

Consideraciones sobre la difusión y la utilidad del software open source en las empresas.

El término open source, o código (fuente) abierto, fue acotado por Eric Raymond y Bruce Perens, fundadores del movimiento Open Source Initiative (OSI) en 1998. Se trataba de un intento de formalizar la definición y fomentar el empleo del software libre a nivel empresarial.

El software libre, free software, hace referencia a los programas informáticos que no utilizan encriptación, es decir, que se pueden usar, modificar y redistribuir gratuitamente y libremente, tanto por parte de los usuarios, como de los programadores.

El efecto más inmediato para una empresa es que cualquiera tiene la libertad de hacer uso de las aplicaciones open source sin costes de licencias ni otras limitaciones. La OSI ha delimitado unos requisitos a los que debe responder todo open source:

  • Libre redistribución: el software debe poder ser distribuido libremente.
  • Código fuente: debe estar incluido u obtenerse libremente.
  • Trabajos derivados: debe estar permitida la redistribución de modificaciones.
  • Integridad del código fuente del autor: las licencias pueden requerir que las modificaciones sean redistribuidas sólo como parches.
  • No puede discriminar a grupos o personas ni a otros campos de la iniciativa.
  • La licencia no debe restringir otro software.
  • La licencia debe ser neutral con respecto a la tecnología.

Difusión del software open source

El open source está más extendido de lo que se pueda creer. Consciente, o inconscientemente, todos utilizamos ya programas abiertos, por ejemplo al hacer uso, alguna vez, de aplicaciones tan populares como Firefox, o herramientas de la Administración Pública, como la DGT. El sistema operativo Linux, que justo en estas fechas cumple 25 años desde su lanzamiento, también es de código abierto y fue la primera versión redonda del núcleo para sistemas operativos que mueve gran parte del entramado tecnológico actual.

Según un estudio realizado por Forbes en 2018, aproximadamente hasta el 78% de las empresas de hoy en día funcionan con código abierto. Por lo que se refiere al 22% restante, probablemente no se dan cuenta de que lo usan a diario, ya que hasta Android pertenece a esta categoría.

¿Por qué una empresa debería usar open source en lugar de programas propietarios?

Existen unas ventajas esenciales que una empresa debería considerar a la hora de elegir un programa informático para el desarrollo de su actividad. Aunque se pueda pensar que la gratuidad de un programa sea sinónimo de escasa fiabilidad o madurez («lo barato sale caro»), en realidad casi siempre es todo lo contrario.

Las ventajas básicas de un software open source suelen ser:

  • considerable ahorro de coste comparado con las alternativas propietarias y comerciales
  • libertad de uso (ausencia de vínculos de licencias o limitaciones en postaciones de trabajo)
  • alta seguridad (el código permanece bajo el escrutinio de la comunidad de usuarios)
  • facilidad de personalización (no hay secretos industriales)

Es importante no caer en el malentendido de que open source quiera decir simplemente «gratis». Implementar soluciones basadas en código abierto requiere el mismo tiempo y esfuerzo necesario para usar soluciones comerciales o propietarias. Sin embargo, si se entiende la filosofía a la base del modelo open source, las ventajas son considerables.

Ventajas del software open source

En primer lugar, gracias a la libertad de uso y distribución del software, podremos usar e instalar un programa open source en tantos equipos como queramos, sin ningún tipo de restricción por dispositivo o usuario. Esto hace que los programas open source sean muy escalables, ya que se pueden adaptar al crecimiento de la empresa.

A parte, al estar el código al alcance de todos, los programas open source suelen gozar de una gran flexibilidad y adaptabilidad. Una empresa puede modificar el software, personalizarlo y adaptarlo a sus necesidades específicas. Para llevar a cabo estas modificaciones hay 2 opciones:

  1. Quien dispone de los recursos necesarios, internos o externos (equipo de programadores), puede modificar directamente el código fuente, siempre y cuando se respete la licencia original.
  2. Quien no tenga estos recursos puede contactar directamente con el equipo que desarrolla el programa open source, solicitando la implementación de mejoras o nuevas funcionalidades. Por lo general, las comunidades open source son muy abiertas y receptivas.

Como ya hemos dicho, el libre acceso al código posibilita que el mismo esté sometido al escrutinio constante de cientos de profesionales que detectarán y reportarán los errores evitando que lleguen a convertirse en problemas. Por eso, las aplicaciones open source suelen gozar de una elevada fiabilidad.

En relación con la ventaja anterior, los cientos de programadores que analizan por su cuenta los programas de código abierto, detectarán las posibles vulnerabilidades y brechas de seguridad, siendo a menudo ellos mismos quienes propongan soluciones. De este modo, los programas open source tienen un nivel de seguridad más alto que sus alternativas comerciales o propietarias.

Si el programa cuenta con una comunidad amplia y comprometida, esto supondrá una gran ventaja para sus usuarios y para las empresas que lo hayan adoptado. Los usuarios encontrarán en los foros y grupos de discusión otros usuarios más expertos que solucionarán dudas, propondrán mejoras y compartirán conocimientos.

Este punto de alguna forma contrarresta la tendencia de mucho software open source a descuidar un poco la documentación. Puesto que los recursos de una comunidad open source son limitados, algunas veces, aunque la comunidad esté implicada y la documentación se cuide, se dedican más recursos al desarrollo, dejando la documentación por última. Por eso, a menudo, la documentación oficial está «por detrás» de la última versión del software.

Finalmente, el uso de un software open source reducirá de forma exponencial los costes y mejorará el rendimiento total de la inversión, ya que, la libertad de uso y distribución nos permite usar tantas copias como queramos sin necesidad de contratar licencias para los distintos equipos y/o usuarios; la alta seguridad reduce las vulnerabilidades y el sobrecoste que estas generan, como la inactividad o la pérdida de datos; y la vida útil de las soluciones aumenta. Por estas razones el uso de un software de código abierto, en las condiciones óptimas, puede resultar muy rentable.

Inconvenientes del software open source

Aunque hayamos catalogado algunas de las características del software de código abierto como ventajas, bien es cierto, que observadas desde otro punto de vista pueden llegar a ser un problema.

Por ejemplo, al no haber ninguna empresa detrás del desarrollo del software haciéndose responsable, no existe la opción de interponer una reclamación ante algún inconveniente, ni existe un punto de contacto donde poder exigir la resolución de dudas. El resolver eventuales problemas dependerá exclusivamente de la capacidad de cada uno de investigar en los distintos foros para dar con soluciones.

Otro inconveniente es que, normalmente, al ser programas sin fines de lucro, si pierden financiación, o interés, en algún momento, las comunidades se verán obligadas a abandonar su desarrollo. Si nos encontramos ante un caso como este y la comunidad que lo integra no se interesa o se involucra para mantenerlo, el problema crecerá ya que dejaremos de recibir actualizaciones y mejoras. En estos casos la solución acaba siendo, mayoritariamente, la migración hacia otros programas que cumplan con los requisitos necesarios.

Aunque existan algunos obstáculos, la implementación de software open source es una opción que continúa ganando mercado y simpatizantes. Una empresa que se preocupe por la seguridad y la escalabilidad de sus programas debería analizar seriamente las alternativas open source que pueden adaptarse a sus procesos.

No es casualidad que empresas del tamaño de Amazon, Ticketmaster, BBVA empleen software open source en sus procesos productivos y de apoyo. Si lo hacen ellos, ¿por qué no hacerlo nosotros? o por lo menos, ¿por qué no intentarlo?

Qabiria white logo

Creemos en el incremento de la productividad mediante el uso creativo de la tecnología.

Somos socios de:

logo de PIMEC

Últimas noticias

Contacto

Qabiria Studio SLNE
Carrer Lleida, 3 1-2
08912 Badalona
(Barcelona)
ESPAÑA

+34 675 800 826

qabiria

Envíanos un mensaje

Recibe nuestro boletín

¿Quieres leer los artículos y novedades de Qabiria directamente en tu bandeja de entrada?